Patrones de sueñoIrse a la cama a una hora regular es un hábito que debemos construir con paciencia y dedicación. Dormirse muy tarde, o a horas irregulares todos los días, es un hábito que no solamente suele generar menos horas de sueño, sino que también, según un nuevo estudio, la irregularidad en sí podría afectar negativamente la salud y el metabolismo de tu corazón.

¿Qué dicen los estudios sobre la hora de dormir?

Los investigadores del Centro Médico de la Universidad de Duke observaron a unos 2.000 adultos mayores para diseccionar sus patrones de sueño y cómo una hora de acostarse regular (o irregular) afecta su salud general. Durante siete días, cada voluntario usó un dispositivo de seguimiento del sueño para registrar sus patrones de sueño, y también tomaron notas en un diario de sueño. Luego, los investigadores utilizaron los resultados, además de la información médica sobre los participantes, para calcular el riesgo proyectado a 10 años de diversas enfermedades cardiometabólicas. Las personas con horarios irregulares de dormir corren un mayor riesgo de tener un IMC más alto, una presión arterial más alta y una mayor cantidad de marcadores de diabetes tipo 2 como azúcar en sangre y hemoglobina A1, y es más probable que tengan un ataque cardíaco o un derrame cerebral en la próxima década. Y solo para empeorar las cosas:

“No podemos concluir que la irregularidad del sueño produzca riesgos para la salud, o si las condiciones de salud afectan el sueño. Quizás todas estas cosas se afectan entre sí”, dijo la autora del estudio Jessica Lunsford-Avery, Ph.D., a Medical News Today, añadiendo que es una situación de gallina o huevo.

Si bien se necesita más investigación para aclarar los hallazgos, una cosa es segura: el vínculo entre la irregularidad del sueño y el riesgo cardiometabólico es notable. Estos hallazgos sugieren que incluso pequeñas variaciones en sus patrones de sueño pueden afectar su salud, lo que significa que no se trata solo de la cantidad de horas que marca la hora de la noche con los ojos cerrados. Si eres de los que tiende a caer en los patrones del llamado jet-lag social, es decir, retrasarse en el sueño en el transcurso de unos días y luego tratar de compensarlo de una vez durante el fin de semana, tú ” Quiero dar algunos pasos para mejorar la calidad de su ojo cerrado, comenzando con la estabilización de un horario de acostarse.

Medidas para ordenar sus patrones de sueño

Para volver a ordenar sus patrones de sueño, empiece por comprometerse a despertarse a la misma hora todas las mañanas, incluidos los fines de semana. También puede considerar desarrollar una rutina general para la noche que incluya rituales antes de acostarse, como tomar una ducha o un baño, preparar su gimnasio o ropa de trabajo para la mañana siguiente, y leer un libro antes de tocar la almohada a la hora establecida. Tampoco hay mejor momento para aprovechar esos consejos esenciales para dormir, como mantener la tecnología discreta (o inexistente) antes de acostarse y atenuar las luces para establecer el estado de ánimo de sueño. No es tan diferente al proceso de la hora de acostarse de un niño, y eso se debe a que los padres están aprendiendo algo: que el baño, el libro y el tiempo de descanso también son esenciales para nosotros, los niños grandes.

Dormir a la hora adecuada, tan importante como el número de horas de sueño
Etiquetado en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *